Los goles de Borja Valle alivian a Contra en el Dinamo, que se queda sin director de cantera

El leonés marcó un par de tantos en la victoria anoche sobre el Voluntari (3-0) que precedió a la renuncia del granadino Marcos Rubiño al frente de los filiales

0
26
Entrenador
Cosmin Contra, da una indicación. /FOTO: NUEVO PERIÓDICO

Los tantos de Borja Valle siguen haciendo más llevadera la estancia del técnico rumano Cosmin Contra en el Dinamo de Bucarest. De hecho, el centrocampista leonés marcó ayer un par de más que no sólo le reafirmaron como el máximo realizador del equipo de Europa Central –en total suma cinco en diez partidos– sino es que encima supusieron que su equipo apuntillara la victoria ante el Voluntari (3-0). Y todo, en un clima de absoluta inestabilidad e incertidumbre, pues como ya avisó ENTRENADORES FÚTBOL ESPAÑA el propio entrenador ya ha denunciado los impagos de los que es objeto en un club que por la situación económica en la que se encuentra ha perdido a otro importante efectivo. Se trata del granadino Marcos Rubiño, hasta ahora director de la cantera.

Por partes. Después de haber encadenado seis partidos sin ganar, principalmente por el contexto tóxico que se creó como efecto colateral de la falta de dinero, el Dinamo de Bucarest se midió ayer en casa al Voluntari. Y lo cierto es que Cosmin Contra pudo celebrar la segunda victoria de la temporada tras la disputa de una segunda mitad en la que el futbolista de Ponferrada Borja Valle resultó providencial. Asistió en el primer gol de Anton (en el minuto 60) y marcó en el 67 y el 87 (este con asistencia de Juan Cámara) los que terminaron de encarrillar el triunfo. Una victoria que supone que los rumanos hayan escalado de momento hasta la décimo cuarta plaza de la tabla.

Según ha podido saber también ENTRENADORES FÚTBOL ESPAÑA Borja Valle es uno de los futbolistas que se acogió al artículo 14BIS para quedar libre por los impagos, de modo que su festival de ayer pudo interpretarse como una reivindicación de profesionalidad en un momento personal muy duro.

Y todo, porque la entidad sigue pasando por momentos muy delicados. De hecho, también hace las maletas el granadino Marcos Rubiño, que fue contratado como director de la cantera y que no ha podido soportar la situación a la que se ha visto abocado. Ahora bien, según pudo saber también este medio, el Dinamo de Bucarest ha dejado caer entre sus jugadores y empleados que en los próximos días llegará dinero fresco, lo que por el momento no acaba de convencer.