Lionel Scaloni pincha en hueso

La derrota por un gol a dos frente a los sauditas, siembra de dudas a un combinado de Argentina que ahora se ve obligado a jugar dos finales anticipadas ante Polonia y México.

0
62

El preparador de Santa Fe tuvo un amargo debut mundialista como entrenador. Todo estaba preparado para que la albiceleste mostrara sus credenciales como favorita a levantar el título en Catar. Lionel Scaloni y su equipo llegaban al partido frente a Arabia Saudita con la mejor racha vigente a nivel de selecciones. 36 partidos como invicto, con 25 victorias y 11 empates que les colocaba a un solo duelo de igualar el récord absoluto que ostenta la Italia de Roberto Mancini. (SIGUE DEBAJO)

Pero fallaron el día en el que tanto unos como otros, podían escribir otro destacado capítulo en la brillante historia que ambos comparten. El día en el que había que entrar a matar la Scaloneta pinchó en hueso. La derrota por un gol a dos frente a los sauditas, siembra de dudas a un combinado que ahora se ve obligado a jugar dos finales anticipadas ante Polonia y México.

Adiós a la racha y adiós al crédito

El ex jugador de Deportivo de La Coruña, Racing de Santander, SS Lazio, RCD Mallorca o Atalanta entre otros, tras un complicado inicio como seleccionador, donde las críticas vehementes de un sector de la afición y del periodismo argentino, fueron dando paso a los elogios y más cuando 28 años después lograron levantar un título como selección absoluta, ante el eterno rival en la Copa América disputada en Brasil en 2021, llegaba a Catar con un crédito bastante consistente y una racha anteriormente comentada que les otorgaba papel de favoritos. (SIGUE DEBAJO)

Hervé Renard le pone cara al sorpresón mundialista

Pero en un solo partido el número 51 que dirigía el de Pujato a los albicelestes derrapó en la primera curva que se encontraron en una carrera en la que a partir de ahora como Scaloni reconoció están centrados en levantar la cabeza y revertir la situación. “Veníamos bien, no se podía venir mejor. Pero en estos torneos no te dan tiempo a equivocarte. Es una derrota difícil de asimilar, pero no nos queda otra que levantarse y seguir, hay que ganar los dos partidos que nos quedan”. (SIGUE DEBAJO)

Eric Tenllado, la mano izquierda de la otra Roja del Mundial

El estratega argentino fue sorprendido por su homónimo con una línea defensiva muy adelantada que complicó en demasía el juego de los sudamericanos, hasta el punto de atosigarlos de tal forma que no encontraron los caminos correctos hacia el gol. “Se les respetó desde el primer momento, sabíamos cómo jugaban” y añadió “Algunos fueras de juego fueron milimétricos, pero para eso está la tecnología. Perder nunca está bien y además viendo como fue el partido que se nos escapó en nada, veníamos en una dinámica positiva que en algún momento se tenía que romper”.

Ahora no le queda otra a Scaloni y su grupo de trabajo que pasar página. Porque el Mundial no da mucho tiempo a lamentaciones. México que no pudo pasar del empate sin goles ante Polonia, les espera el próximo sábado en un partido que para ambos equipos será transcendental en su devenir en una competición que históricamente nos ha demostrado que lo que un día es negro al siguiente puede tornarse en rosa o viceversa.