“Es evidente que aquí no hay paciencia”

El técnico del Real Zaragoza, Rubén Baraja, explica en vísperas al enfrentamiento ante el Mirandés que “me preocupo en cómo puedo centrarme en mi equipo”

0
80
Entrenador
Rubén Baraja, a la izquierda, en el acto de la firma junto al director deportivo Lalo Arantegui. /FOTO: REAL ZARAGOZA

En vísperas al partido ante el CD Mirandés, el técnico del Real Zaragoza, Rubén Baraja, habla sin pelos en la lengua. Después de tres jornadas sin ganar, el vallisoletano señala que “es evidente que aquí no hay paciencia”. Y en relación al ruido que se haya podido escuchar sobre una posible destitución, el entrenador aclara que “yo soy una persona que mira siempre hacia delante y que me preocupo únicamente de centrarme en el juego, en mi equipo, en el trabajo del día a día y en cómo puedo preparar mejor el siguiente encuentro”.

Al respecto del último ciclo del cuadro maño, Baraja ha indicado que “hemos tenido esta secuencia de tres partidos en los que el equipo no está consiguiendo ganar, a pesar de que ha habido momentos en los que yo creo que hemos merecido algo más, como la primera parte del otro día, pero yo me siento bien, con energía y ganas”.

Sobre este mismo respecto, Baraja ha subrayado que “como líder de este equipo, en cuanto a lo que significar ser el entrenador, debo tratar de mandar un mensaje de fortaleza, seguridad y confianza en lo que hacemos. Mi forma de vivir es así. Soy una persona pasional en ese sentido, creo mucho en lo que hago, creo mucho en mis jugadores y creo que ellos quieren y se esfuerzan. Si siguen manteniendo esa fortaleza mental, al final las cosas acabarán saliendo. El equipo trabaja y se entrega y yo trato de sacar lo mejor de mí para ponérselo a los jugadores y darles las mejores herramientas”.