El recuerdo de Bilardo advirtiendo de Maradona a los jugadores del Sevilla

Me veo en la obligación de dedicar este ‘Fútbol de Alta Costura’ a quien más lo practicó: el argentino Diego Armando Maradona. Afortunadamente me queda de legado varias vivencias junto a él, como la falta que me lanzó a la escuadra y que por suerte pude detener o un partido en Estambul

0
146

JUGANDO DE LIBRE

MARADONA, LA LEYENDA Y LAS ADVERTENCIAS DE BILARDO. No puede ser de otra manera. Inevitablemente me veo en la obligación de iniciar este ‘Fútbol de Alta Costura’ recordando que se nos ha ido quien más lo practicó: el argentino Diego Armando Maradona. Qué duda cabe que con su adiós ha dejado un inmenso vacío en el mundo del fútbol, o incluso en la propia sociedad, que es sólo proporcional al recuerdo que va a quedar de él. O a la leyenda que ya se ha creado para la posteridad en torno a su figura. En torno a alguien muy grande al que tuve el inmenso placer de conocer en la cercanía.
La primera que vez me encontré en sus proximidades fue en el encuentro que jugué como portero del Atlético de Madrid a finales de noviembre de 1992 en el Ramón Sánchez Pizjuán de Sevilla. Recuerdo que ganamos por 1-3 pese a que nuestro rival se adelantó con un gol de Suker. Y recuerdo también que a Diego le saqué una falta que estuvo muy bien lanzada y me mandó a una de las escuadras de mi portería. Ahí comprobé yo en primera persona cómo Maradona le daba al balón.

Después de aquel partido en el que ganamos gracias a un par de goles de Luis García y a otro de Manolo supe que poco antes de que Maradona fichara por el Sevilla FC Carlos Bilardo, que es quien acabaría siendo su entrenador tras haberlo dirigido en la selección de Argentina, reunió a la plantilla. Y les dijo a los jugadores que Diego era alguien especial, que tenía una vida especial y que tenía una forma de entender el fútbol especial. Además, el técnico le recordó a los futbolistas que Maradona tendría otros hábitos diferentes a los de los componentes del equipo, que viajaría cómo y cuando tuviera que hacerlo o que nunca comería con la plantilla en los hoteles, porque la gente, o los camareros, le solían molestar. Asimismo, Bilardo les dijo a sus pupilos que habría veces en que el Pelusa no iría a entrenar durante dos o incluso tres días seguidos. O que rara vez participaría de los paseos previos a los partidos que se solían desarrollar en los hoteles donde se llevaban a cabo las concentraciones. Y una vez referido todo esto, el entrenador les dijo a los futbolistas: ¿a pesar de eso que Maradona venga con ustedes? Y todos asintieron y dijeron que sí.

Y es que todo el mundo quería estar con él. Recuerdo que a mí, al igual que él, me convocaron para un jugar en Estambul un amistoso con una selección mundial en favor de los niños de Bosnia Y me acuerdo que mientras yo calentaba en la portería el salió al campo sin estar vestido de jugador y la gente enseguida se puso de pie aplaudirle y a jalearle mientras daba una vuelta al rectángulo de juego. Fue súper emotivo.

ALGUACIL ESTÁ DEMOSTRANDO. Me llega, porque estoy en este mundo, que los entrenadores que no han sido futbolistas se quejan de que los que sí lo hemos sido supuestamente hemos tenido más facilidades para entrenar. Y yo creo que ha habido de todo. Yo tuve la suerte de formar parte del cuerpo técnico de Arrigo Sacchi, que era un fenomenal entrenador y él no había sido antes jugador. Y en el mismo caso de él podrían estar Gregorio Manzano o Mourinho, que aunque sí fue futbolista no destacó de manera significativa. Es cierto que algunos exjugadores sí que tienen esa oportunidad al principio, pero luego hay que demostrar. Como es el caso de Imanol Alguacil, entrenador del líder de la Primera división.

GABI FERNÁNDEZ SERÁ UN GRAN ENTRENADOR. Gabi ha colgado las botas. Y puede sentirse muy orgulloso después de haberse tratado de un jugador muy importante para el Atlético de Madrid. Para mí, de los que más, porque siempre ejerció de líder en el vestuario, sabiendo conducir al equipo en momentos complicados. Aparte, era la extensión del entrenador en el terreno de juego. Y eso es precisamente, junto a su personalidad, lo que le hace tener madera de entrenador. Porque con independencia de los conocimientos futbolísticos, técnicos, estratégicos y tácticos que puedas tener, es muy importante el liderazgo que sepas ejercer y cómo sepas transmitir. Si un entrenador tiene el vestuario controlado, lo está dominando todo. Y creo que Gaby Fernández tendrá facilidad para eso.

JAVI MORENO, O DONDE EL FÚTBOL TE DÉ LA OPORTUNIDAD. He seguido con cierta atención la singladura como técnico de Javi Moreno, al que conozco personalmente porque aparte de que tenemos amigos en común lo tuve como segundo entrenador. Y realmente me alegro, porque es un gran tipo, que le haya surgido la oportunidad de subir a la categoría de Segunda B después de haber empezado con el Pozoblanco de Tercera. Que se haya iniciado en los banquillos de Tercera tampoco debe sorprender a nadie, porque en fútbol no es donde quieres, sino donde se te da la oportunidad.

SAQUES DE PUERTA

BAJO PALOS…CON THIBAUT COURTAIS. El domingo le tocó vivir la cara amarga de lo que es ser portero. Porque es que me parece muy triste que se esté hablando todavía de su error en el segundo gol cuando lo que pasó fue que el Real Madrid perdió en su campo ante el Alavés. O cuando el propio Courtois hizo cuatro o cinco paradas de mucho mérito. Y eso hizo que para mi parecer fuera el mejor del Real Madrid en el encuentro.

 

ME QUEDO CON EL NÚMERO 10…DEL CELTA. Este que responde a Iago Aspas, que es a quien tuve la suerte de dirigir en el propio Celta. El pasado domingo, ante el Granada CF, volvió a demostrar que se encuentra en un momento muy dulce. Tiró del equipo y fue determinante, lo que no me sorprende porque es un jugador muy comprometido con su club, con su afición y con su tierra. O porque tiene mucha calidad, claro. Lo que sí que me llama la atención es que no se la haya sabido sacar su mejor versión cuando ha estado en otros equipos. O no supieron darle su sitio, o no supieron comprenderlo o simplemente no supo él adaptarse.

 

ME METO EN EL FOSO CON… ZIDANE. Y observo que el Real Madrid está viviendo una racha de gran irregularidad. Pero también veo que de los tres equipos grandes es el Atlético de Madrid el que tiene una plantilla más compensada. El Real echa mucho en falta a futbolistas como Hazard o Benzema cuando no están y el Atlético tiene buenos pares en todas las demarcaciones y por eso no se nota tanto cuando tiene bajas entre los llamados titulares.

TARJETA AMARILLA…PARA LA FALTA DE UNIFICACIÓN DE CRITERIOS CON RESPECTO A LAS MANOS DENTROS DEL ÁREA. Pongo un ejemplo, los otros días en el Alcorcón-Castellón le pitan manos a un jugador del Castellón que saltó entre tres rivales dentro del área y que ni siquiera pudo ver el esférico por estar tapado. Y sin embargo, en cientos de jugadas iguales no se pita penalti. No, no lo entiendo.