El gran entrenador de Primera que quiso trabajar en el Vivero

El tarifeño Luis Fernández tiene muy buen concepto del proyecto del CD Badajoz y desde hace ya un tiempo no le cierra la puerta a trabajar en equipos 'menores'

0
177

El director deportivo del CD Badajoz, el almeriense David Vizcaíno, no mentía posiblemente cuando en entrevista en exclusiva a ENTRENADORES FÚTBOL ESPAÑA reveló que en torno a cincuenta entrenadores le habían manifestado su disposición, posiblemente a través de los respectivos representantes, de ponerse al cargo del plantel pacense una vez consumada la salida de Pedro Munitis. Ahora bien, lo que este sitio web ha podido refrendar de entre sus manifestaciones es que efectivamente hubo varios técnicos con pasado en la Primera española que estuvieron dispuestos a trabajar en las ‘fosas’ del Nuevo Vivero, tal y como aseguró el exejecutivo del Liverpool o el Alavés. En este sentido, Vizcaíno no quiso dar tampoco ningún nombre. Pero este medio ya ha podido corroborar y confirmar el de uno. Y va a resultar sorprendente, lo aseguramos, aunque posiblemente no tanto para quienes se mueven entre bambalinas en el mundo del fútbol. Para aquellos que saben que todo es consecuencia de lo atractivo del proyecto pacense o de que muchos entrenadores suelen llegar a un momento en el que sienten que es mejor estar activos, aunque sea bajando un par de escalones, que quedarse en el sofá de casa. Máxime si el club en cuestión les ofrece una segunda oportunidad de regresar al ‘mundillo’ que nunca quisieron abandonar.

Al grano: lo soltamos y sin importarnos que haya desmentidos, que muy posiblemente los haya. El referido, tiene 61 años, nació en Tarifa y no trabaja en fútbol desde que ejerció, hasta mediados de 2018, como coordinador de los scouting de juveniles del París Sant Germain. Se trata, ni más ni menos, que del archiconocido Luis Fernández, a quien le trabaja en España un intermediario francés que está siempre pendiente de las vacantes que se producen en los banquillos. Un tipo que trabaja muy bien y que salta como un resorte cuando huele o detecta una oportunidad importante.

Fernández ya le habrá hecho saber a este agente (que siempre quiere poco protagonismo), o cualquier otro representante que se le haya ofrecido para ‘gestionarlo’, que estaría encantado también de volver al Athletic, el club en el que tiembla Gaizka Garitano. Para ello quería hacer valer que tiene un pasado más que conocido en España, por su paso también por el RCD Espanyol o el Real Betis. Pero lo cierto es que no ejerce como verdadero entrenador desde que fuera seleccionador de Guinea. Aquello fue entre abril de 2015 y mayo de 2016. Y sólo le permitió estar activo durante ocho partidos. Demasiado poco para quien se trata de un verdadero apasionado del fútbol. Y demasiado tiempo de inactividad para quien en anteriores décadas fue uno de los actores principales de este deporte en Europa.

Lo asumimos: en Badajoz seguro que habrá sonado a cuento chino esta verdad en cueros. Pero también avisamos: si hiciéramos una encuesta entre los directores deportivos de la Primera y la Segunda división muy pocos, por no decir ninguno, levantarían la mano cuando se les preguntara si el asunto les produce poca credibilidad. Y es que desde hace ya un tiempo bastante considerable Luis Fernández está dispuesto a trabajar en equipos menores a los que él estuvo acostumbrado. De hecho, y si le acompaña la fortuna, un día no muy lejano Luis Fernández aparecerá en el banquillo más inesperado de España. Y así lo llenará con la grandeza de sus conocimientos, de su experiencia o de su carisma. O de su humildad, que la tiene y es para que se sienta muy orgulloso. Al tiempo. Por lo pronto, se mantiene cerca del ‘mundillo’ ejerciendo como comunicador.

Hay más técnicos con pasado en la máxima categoría española con ganas de trabajar en el Nuevo Vivero. Alguno mucho más cercano geográficamente al CD Badajoz. Y con unas connotaciones ciertamente especiales. Pero al no estar confirmado su nombre ahí lo dejamos.