Confidencial: Paco Herrera, de la desgracia personal a rechazar una selección

El ilustre entrenador pacense se encuentra en Madrid por el fallecimiento de su yerno tras una semana en la que dijo no a la sub 23 de Irak yen la que prácticamente ha descartado ser el asesor de fútbol del presidente del CD Badajoz Joaquín Parra

0
1769
Paco Herrera
Paco Herrera, a la conclusión de un encuentro de Las Palmas. FOTO: www.udlaspalmas.es

Momentos duros, muy duros, los que por desgracia está pasando en la actualidad quien se trata de uno de los entrenadores más ilustres, reconocidos y queridos del balompié nacional: Paco Herrera. Y es que el pacense ha pasado en los últimos días por el complicado trance de perder a su yerno, lo que ha motivado que se haya tenido que desplazar a Madrid para consolar a su hija y dos nietos. Sin duda, un mazazo muy fuerte. Un golpe muy duro de la vida. Y todo, como colofón a una semana en la que tras comprobar que se le sigue apreciando en el extranjero ha rechazado la opción de convertirse en el seleccionador sub 23 de Irak. Y en la que encima se ha enfriado lo que parecía un hecho: que se iba a convertir en el asesor personal del presidente del CD Badajoz Joaquín Parra (SIGUE DEBAJO).

Rubén Reyes: del interés adelantado por ENTRENADORES al Oviedo

Como es obvio, Paco Herrera se encuentra ahora ‘tocado’. Afligido, compungido. Pero no hundido. Hay algo en su interior que le dice que no debe arrojar la toalla y que más pronto que tarde aparecerá una oferta que le satisfaga. De hecho, a nivel profesional le ha causado un auténtico subidón que desde un país tan lejano como es el de Irak hayan tenido en cuenta su magnífica hoja de servicios (ha desfilado por los banquillos de Badajoz, Numancia, Mérida, Albacete, Poli Ejido, Recreativo de Huelva, Castellón, Villarreal B, Zaragoza, Celta de Vigo y Las Palmas, a los que ascendió a Primera).

Confidencial: Paco Herrera, de la desgracia personal a rechazar una selección

El caso es que Herrera ha llegado a este punto después de que se haya enfriado hasta límites insospechados el hecho de que pudiera convertirse en el asesor futbolístico personal del presidente de la entidad pacense Joaquín Parra, quien en un primer momento le ofreció la dirección deportiva del CD Badajoz. Es por ello por lo que él no ha tenido nada que ver nada en la incorporación para ese cargo del ex del Melilla David Torices ‘Dupi’. O en que tenga toda la pinta de que se vaya a acabar marchando el entrenador Fernando Estévez.

Tras pensarlo muy bien, Herrera ha resuelto que lo suyo no son los despachos pero sí los banquillos. Y lo cierto es que en breves fechas tiene toda la pinta de que va a haber uno vacío en el club de su vida. El del Nuevo Vivero.

Síguenos en redes sociales