Gallego juega fuerte: «¿A qué jugador ficharía del Oviedo? A ninguno»

En vísperas al gran derbi Oviedo-Sporting de Gijón, que se disputa mañana en el Carlos Tartiere, el entrenador de los del Molinón va con todo: "tengo a los mejores"

0
582
Entrenador
David Gallego, en rueda de prensa. /FOTO: SPORTING

“¿A qué jugador del Oviedo ficharía?: «A ninguno. Tengo a los mejores. Tienen grandes jugadores, que marcan diferencias. Como Borja, que creo que es un jugador de Primera. Pero no firmaría a ninguno. t». En vísperas al gran derbi asturiano que va a tener lugar mañana en el Carlos Tartiere entre el Real Oviedo y el Sporting de Gijón, el técnico de los visitantes, David Gallego juega fuerte. Y todo por unas declaraciones que quizás solivianten a los locales, que ocupan la séptima posición.

Y que por lo pronto añaden más morbo a un derbi que el catalán tiene muy considerado. «Para mí es TOP 1. Aún no lo viví con la afición, pero por lo que conozco está en lo más alto. Viví Espanyol-Barcelona en fútbol base y estamos muy por encima. Espero estar en muchos más».

David Gallego también ha hablado sobre el hecho de que la afición del del Sporting no vaya a desplazarse. «Evidentemente que nos sentimos mejor teniéndola presente. Es importante. Pero apoyamos cien por cien la decisión de las peñas y el club. Estamos a muerte con ellos. Y como vamos juntos, aceptamos lo que han decidido. Aunque no los vamos a ver presentes, sabemos que están ahí. Somos uno, y vamos todos a una, a muerte».

En cualquier caso, Gallego siente que su equipo ha cargado las pilas abriendo el entrenamiento a la afición. «Nuestra gente nos multiplica, nos ayuda, nos anima, nos da ese plus de energía. Ha sido una mañana diferente. Nos sentimos muy protegidos y arropados. Nos vamos con la sensación de que somos muy grandes y que unidos somos muy poderosos».

De otro lado, Gallego ha alabado el trabajo de sus hombres, que tratarán de crecer desde la segunda plaza de la tabla. «La semana ha sido muy buena. En cuanto a trabajo y día a día del equipo no hemos cambiado nada. Llegamos en un momento óptimo, sabiendo que va a ser un partido muy difícil pero confiados de que vamos a hacer un grandísimo partido. Hemos visto un grado de activación óptimo. Me quito el sombrero, nos lo han puesto muy fácil. Ni demasiada motivación, ni demasiada poca, excepcional».